Embarazo gemelar: un año después

Una imagen vale mal que mil palabras: aquí arriba el antes y el después. Yo hace un año, con unos 20 kg más y tal y como estoy ahora con la misma ropa que me ponía para hacerme las fotos de la barriga.

Hace un año pesaba unos 22 kg más, pero también es porque he hecho dieta y ahora estoy más delgada que justo cuando me quedé embarazada. Una semana después de la cesárea, ya había perdido los kgs que había cogido durante el embarazo y estaba igual que al principio. Luego fui perdiendo un poco, debido a la “movidilla” que tengo organizada. Después ya hice un esfuerzo y perdí algún kg más. ¡Ahora me encuentro de maravilla!
Los kgs son bastante más fáciles de perder que recuperar el tono de la piel de la barriga, la cual aún la tengo bastante floja a pesar de hacer ejercicios de recuperación, ya que no es lo mismo recuperar la piel que recuperar el músculo, que es más fácil de trabajar.
Pero como yo digo, ¡he recuperado mi cuerpo ;)!